Las muertas narran VII: Advertencia continua

Si hubieras puesto un poco más de atención hubieras podido notar que ese hombre te estaba siguiendo, pero eso no pasó.

Las muertas narran IV: Trance

En eso, tu celular vibró. Un mensaje de tu amiga, una invitación. Lo tomaste, leíste. “¡Amiga! Te vi en el colegio hoy, no te veías muy animada… Hay que salir ¿sí?” Lo consideraste un momento, y al fin decidiste. ¿Qué cosa podría pasar?

Las muertas narran III: En la maleta

Cuando era niña pensaba que las personas cuando mueren, pueden ver cómo la vida sigue, pero yo no veo más que el interior de esta horrible y apestosa maleta.

Wild world: It’s going to get bad before it gets good

“Debemos recordar que los adolescentes se encuentran en un periodo crítico desde todas sus aristas y, en la mayoría de los casos, no cuentan con los recursos psicológicos necesarios para enfrentarse ante la presión social como lo harían los adultos”.

Tauromaquia

“Lo llaman Tío Mario, pero él no está tan seguro de que ese sea su nombre”.

La caída de la ciudad de las batallas

Por la noche, en la Roma Norte aún se escucha el llorar de muchos, las ambulancias suenan, las patrullas recorren la ciudad, los perros ladran y las madres siguen buscando a sus hijos

Mejor nos hubiéramos quedado en mi casa

Alberto asiente con un Sí agobiado. Apenas alcanzo a tocar sus dedos con mi mano derecha. En voz baja y tratando de esconder el dolor le digo: “Ya ni la bañada”. Los dos no reímos un poco y tosemos por el exceso de polvo.