Por Sergio Springa

Semilla

de la semilla
que fue plantada
bajo mi lengua
ha florecido
cianuro

 

Espinas

 

Un día fui un niño
y otro día crecí

aunque mis raíces las cargo
no las quiero

hay nubes sobre mis ojos
telarañas
dentro

desde mi boca el pasado grita
los mismos
sueños borrachos
de siempre

quisiera
sanar

pero de mi lengua
solamente sale veneno
que pincha
y hace sangrar

escurren palabras
cortadas
salpicando cianuro
y cobre

el pinchazo
de un niño

que duele

de un niño
que no cambia
pero quiere

tener mejores versos
ver su reflejo
sin fragmentos
incompletos

como esto
que escribo
incompleto

no hubieron flores
aquí dentro
en mi pecho

donde hay relámpagos
tormentas
y esqueletos
con los que juego
a morir
y pierdo

desahogar los rugidos
mis rugidos

tengo una lengua de espinas

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

que ya no quiero.

Escrito por Redacción Linotipia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s