“La transición de la televisión a los medios digitales conllevó una constante en la manipulación de la información en medios tradicionales: Todo lo que dice la pantalla es verdad”

Por Enrique Martínez Apodaca

En un país muy lejano (de la paz y de ser una potencia mundial) diferentes frentes de batalla se alinean para agarrarse a puñetazos. Más semejante a una lucha libre por el canal 5 que a una guerra de las galaxias, el frente “izquierdo” está comandado por AMLO, el presidente más peje pero menos lagarto; el frente “derecho” por la tenebrosa y omnipotente mafia del poder; el frente del centro por las tías con whatsapp; y el frente más invisible, no más mortal pero mortal, el coronavirus.

Episodio I: Andresito quiere el timón.

Andrés Manuel López Obrador es un niño con el sueño de un día volar una nave llamada México, un niño al que le fue negado dicho poder por una ocasión y media (Porque medio que fue presidente legítimo pero siempre no); hoy es el poderoso capitán de esta nave interestelar donde las águilas ya no comen serpientes porque ahora juegan fútbol. 

Como todo niño que cumple su sueño más preciado, ahora que tiene los juguetes y amiguitos con quien compartir estos bellos momentos, no le importa nada, lleva esa nave hasta el cielo (con promesas), sólo para dejarla caer al suelo y ver que tanto aguanta. AMLO es de esos que hacen berrinche en el Waltmart, se tiran al suelo al tiempo que gritan “la nave ya estaba sucia cuando me la dieron”. 

Amlito va a la mejor escuela que existe en los confines de la nave, siempre anda demeritando el trabajo de otros niños que fueron a otras escuelas o en el turno vespertino. “¿De qué medio eres?” “de El Reforma señor” “pos por eso”. 

Cuando la gran tormenta vino Andrés llamó a todos en la escuela a abrazarse y salir a compartir el paupau de cherry sin seguir las reglas escolares que la OMS había dictado. Ahora todos tienen diabetes y le echan la culpa a Andresito, mientras que Andresito se la echa al neoliberalismo y a los medios carroñeros.

Episodio II: La Mafia del poder oscuro.

La Mafia del poder oscuro es un grupo de personajes muy diversos: empresarios, influencers, periodistas y políticos, todos opositores al régimen del buen Andresito. La historia de este grupo data de los años 80s cuando el timón fue tomado por el innombrable, un señor feo de bigote, con un brillo alucinante en la cabeza y un par de orejas que resaltan a la vista. El innombrable comenzó a actuar tras bambalinas creando esta mafia junto con sus compas.

Su primer acto fue una salvajada, pegarle un tiro en la cabeza a un candidato. Después de eso el silencio fue una de sus armas, junto con inventar la leyenda del chupacabras, hasta que llegó el año 2006 y Andresito fue suficientemente grande para tirarle al hueso mayor.

Lo perdió por una campaña sucia llamada “El mayor peligro de México” y un supuesto fraude. Ese año tomó el poder Felipe Calderón, seis años de más muerte. Verano de 2012, las votaciones se acercaban y otra vez Andresito parecía llevar la delantera, pero otro supuesto fraude ocurrió, y pues… ni pedo, berrinches y protestas no faltaron pero no fueron suficientes para el presidente más guapo y torpe de México, Enrique Peña Nieto.

Pasaron otros seis años de muertes, pero en concreto en estos años la figura de la mafia Salinista fue creciendo como enfermedad venérea en las cloacas del PRI, introduciéndose en los partidos políticos, en las televisoras y en los empresarios, con el fin de mantenerse en el poder para seguir saqueando las minas de oro de esta nave espacial.

Episodio III: La venganza de las tías.

Alrededor del 2014 las tías se cansaron de que sus piolines de buenos días fueran ignorados en facebook y messenger, así que, con la asunción de Mark Zuckerberg como propietario de whatsapp, todas migraron a dicha red de mensajería, creando grupos a por mayor para chismear.

Esta red se convirtió en la cuna conspiranoica debido a la facilidad que da para compartir links, videos y fotos. Cada crisis política o social es discutida por este grupo de alegres señoras llamadas tías.

Cuando la tormenta llegó a Europa y comenzaron los rumores de que había llegado a América, decenas de videos ya giraban en la órbita de las tías desde sus galerías hasta los grupos de sus familias. Las imágenes y videos hiper-compartidos hacen difícil ver el epicentro de su producción.

Dónde fueron grabados, quién es la figura vestida de profesional de la salud o detrás del escritorio que nos pone en duda la realidad en la que vivimos, difícil descubrir las respuestas siendo un simple mortal.

Dicen que el punk murió, yo digo que vive en todas las tías y tíos que comparten estos videos contra-sistemáticos. Remedios para el Covid, doctores diciendo que no existe, vídeos confirmando la existencia del covid desde el 2015, videos desenmarañando el plan maquiavélico de los que controlan al mundo, todo esto es lo que podemos encontrar en esta red de “democratización  de  la información”.

Esteban Moctezuma Barragán on Twitter: "El Consejo de Salubridad ...
Esteban Moctezuma Barragán, Secretario de Educación Pública

Episodio IV: La lucha que nadie quiere pelear (Hablando más de neta).

Desde que existe internet la información está al alcance de muchas personas, es fácil adquirir cualquier tipo de conocimientos en páginas como youtube, coursea, domestika, incluso foros especializados.

Nadie nos dijo que no todo lo que está en internet es verdad. La transición de la televisión a los medios digitales conllevó una constante en la manipulación de la información en medios tradicionales: Todo lo que dice la pantalla es verdad. 

Las personas creían en los medios tradicionales casi como para meter las manos al fuego por ellos, hoy que el medio de difusión está en el clic o touch de cualquiera, ésta constante de “creo todo lo que diga la pantalla” se vuelve más peligrosa.

Tras la pantalla existen personas que no son conscientes de la importancia que tiene lo que escriban o  hablen ante una cámara. No hay que irse muy lejos, hace unas semanas se viralizó una imagen de un supuesto doctor que había fallecido por COVID.

La foto pertenece a Valentín Elizalde (Cantante de música regional), tanto para muchos cibernautas como para el IMSS fue difícil identificar la imagen como un “meme” y no como una cadena, sobre todo porque quien publicó la foto fue Chumel Torres, un famoso youtuber de comedia política al cual muchos tienen -erróneamente- en pedestal de periodista.

Muchas personas no puede diferenciar el entretenimiento de lo informativo. Una conspiración y todo su contenido puede llegar a ser entretenimiento, pero todo aquello que sea “información confiable” debe tener cierta metodología de investigación que lo sustente. 

¿Quién tiene la culpa?; a lo largo de los años que tienen los medios masivos, nos hemos percatado que no existe una objetividad en los productores de contenido, y no es su culpa, ellos deben tener libertad de pensamiento tanto como nosotros.

El problema es que los medios cada vez se vuelven más tendenciosos y por lo tanto la información más polarizada, sin que exista una capacitación al público que le enseñe a pensar críticamente para que pueda decidir con total libertad qué creer y qué no.

La culpa es de la SEP, porque más allá de enseñarnos cómo escribir en word o buscar en google información, lo que debería enseñar es pensamiento crítico y todas las herramientas necesarias para enfrentarnos a la bomba de información qué significa desbloquear una pantalla, sin perder la cordura en el intento.

Por lo tanto, querido lector, te invito a desconfiar de todo lo que veas en internet y en los medios masivos hasta no tener una fuente confiable, te invito a exigirle a los medios sus referencias cuando la información parezca vaga o tendenciosa.  Te invito a ser un verdadero punk del siglo XXI.

Escrito por Enrique Martínez Apodaca

Estudiante de Ciencias de la Comunicación, explorador de la poesía, el cine y la fotografía, curioso de las artes, chismoso en la política, divulgador de la cultura tijuanense y crítico a todo lo que perjudique la libertad de alguien. @enriquemarapo en instagram y twitter.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s