Categoría: Cuento

Challenge accepted

A veces cerraba los ojos y me cepillaba los dientes o me ataba las agujetas. Subía y bajaba escaleras, incluso pasaba los días con las luces apagadas. Así me acostumbré a la oscuridad. No necesitaba contar los pasos de la sala a mi cuarto ni nada de eso. Sencillamente mi cuerpo sabía qué tanto moverse…

Día de muertos: Costumbres y tradiciones

Por Ricardo de la Torre Mendoza Día de muertos: Costumbres y tradiciones   Se me ha hecho tarde. Tengo que llevar la cena antes de que llegue mi esposa a […]

Me dormí borracho y desperté siendo viejo

Pensé que se me quitaría después de cumplir los dieciocho años y luego, la felicidad llegaría. No fue así, no es una etapa. El malestar no pasa, al contrario, va cansando el alma.

Bajo el agua

Quería eso, nada más. Sentirse parte de un mundo, aunque fuese azul.

El arrecife

Si veo hacia arriba, puedo verlo con claridad sin lastimarme los ojos. Su luz blanca dispersa el aprensivo cielo azul e inverso que es el mar, poco claro aún cuando es de día…

El Santo Demonio Azul

“…el ganador tendría el placer de quitarle la máscara al perdedor y los dos ansiábamos hacerlo, deseaba poder romperla con toda mi fuerza y destrozarla en su rostro para demostrar mi deseo.”